filter_list

Causas y tratamiento de la alopecia en mujeres


peluquera cortando el pelo


Cuando se habla de la caída del pelo, normalmente nos viene a la cabeza la imagen de un hombre con entradas pronunciadas o con la coronilla al descubierto, pero este problema, lejos de ser anecdótico, también afecta a las mujeres. La mayoría de casos de alopecia femenina tienen al igual que la masculina una base andrógina, es decir, están también relacionados con los niveles de testosterona que genera el organismo.

Se trata de un problema mucho más común de lo que en un principio cabría esperar. Algunos estudios señalan que afecta al 30% de la población femenina, mientras que otros llegan a afirmar que al menos un 50% de las mujeres pueden llegar a padecerla. Tanto en un caso como en el otro se están manejando cifras bastante alarmantes, sobre todo si tenemos en cuenta que la pérdida del cabello tiene un efecto mucho más negativo en el autoestima de la mujer que en el hombre.

Si has empezado a notar que se te cae más pelo cuando te duchas o al levantarte de la cama, es posible que tu cuerpo esté manifestando las primeras fases de la calvicie. Antes de entrar en pánico, relájate y toma nota de la información que Wannatry ha recopilado para ti sobre las causas y tratamiento de la alopecia en mujeres.

 

Síntomas y principales causas

El indicio más evidente es la pérdida excesiva de cabello, pero existen algunos signos que pueden predecir la inminente caída. El pelos adquiere una textura parecida a la paja, se vuelve frágil y su densidad es mucho menos que antes, sobre todo en la corona y la parte superior. La alopecia femenina no suele extenderse a toda la superficie de la cabeza, pero es frecuente que acabe presentando calvas parciales.

Como hemos señalado más arriba, la principal causa de la pérdida de cuero cabelludo reside en la disminución excesiva de andrógenos en los folículos del pelo. Esta anomalía puede producirse con la menopausia debido al descenso en la producción hormonal, lo que provoca la escasa presencia de andrógenos que protegen el pelo. A partir de este punto, el envejecimiento natural del cuerpo influirá más o menos en la cantidad de cabello que la mujer pueda perder. Todo dependerá de los niveles de andrógenos presentes en los folículos de la cabeza. Dependiendo del tipo de tinte que se aplice al cuero cabelludo, este proceso puede acelerarse

Existen también otros escenarios en los que pueden darse casos de alopecia femenina. A grandes rasgos, cualquier episodio de estrés emocional severo puede ser causa directa de esta patología. Es frecuente que algunas mujeres sufran caída del pelo después del parto debido a los desequilibrios hormonales que se producen, o al haber interrumpido el tratamiento de algún medicamento para la presión arterial. Dejar de consumir la píldora anticonceptiva, también puede provocar la pérdida de cabello.

Los genes están también muy relacionada con la calvicie femenina, y puede jugar una mala pasada cuando la madre ha sufrido grandes cambios en la segregación de hormonas durante la menopausia, factor que podría replicarse en la memoria genética de la hija. La anemia y otras enfermedades relacionadas con la falta de nutrientes y vitaminas hacen que el cabello se debilite al disminuir la cantidad de hierro en sangre otros minerales necesarios para el fortalecimiento de la estructura capilar.

 

Tratamiento de la alopecia femenina

 

Soluciones naturales

Pese a que lo más recomendable es acudir a un centro de estética o un especialista, existen algunos remedios naturales que pueden frenar los estragos de la calvicie, devolviendo consistencia al cabello. Antes hemos visto cómo una mala alimentación influye notablemente en la salud de nuestro pelo, por lo que el primer paso para prevenir este problema pasa por mantener una dieta balanceada que incorpore pescado, frutos secos, vegetales y un aporte de hidratos. Si cumplimos con este propósito y reducimos la ingesta de carnes rojas, grasas y alimentos refinados conseguiremos que el flujo de vitaminas hacia los folículos sea el adecuado.

 

Da el primer paso

¡Regístrate!

Y a ti, ¿qué se te da bien?

Minoxidil

Se trata de un fármaco utilizado mayoritariamente por hombres con problemas de presión sanguínea elevada, aunque también se emplea para reducir la caída del pelo. A día de hoy también se fabrica una versión destinada a la mujer, con la misma concentración del compuesto, y que también puede aplicarse en los casos más severos de alopecia con entradas y calvas muy marcadas. Es una solución muy eficaz, pero su uso debe restringirse para las embarazadas.

 

Estimulación eléctrica

El uso de láseres de baja potencia puede servir para excitar el cuero cabelludo sin necesidad de inyectar ninguna sustancia. Esta tecnología puntera no sólo aporta beneficios a nivel superficial, sino también influye en la circulación sanguínea, haciendo que el suministro de oxígeno y nutrientes hasta las zonas afectadas sea constante. La principal característica de este método reside en que no sólo permite frenar la caída sino también revertir el proceso estimulando la crecida de pelo en las calvas.

 

Transplante y prótesis capilares

Son algunos de los tratamientos más en desuso para la alopecia en mujeres, pero todavía hay quien confía en su eficacia, especialmente cuando otros métodos más efectivos no han dado los resultados esperados. El transplante de cabello se realiza mediante la recogida de folículos sanos de la nuca y otras áreas no afectadas, y su reimplantación en las áreas afectadas perjudicadas.

paciente con alopecia

 

En el caso de que la paciente no pueda someterse a esta intervención quirúrgica, siempre queda la posibilidad de recurrir de prótesis fabricadas con pelo natural que pueden fijarse a la cabeza o bien ser de poner y quitar.

Ahora que ya conoces las causas y tratamientos de la alopecia en mujeres, puedes tomar cartas en el asunto y prevenir la aparición de calvas en tu cuero cabelludo. Recuerda que acudir a un profesional que pueda aconsejarte sobre qué métodos van a darte mejores resultados es siempre más efectivo que intentarlo por tu cuenta y riesgo. Visita Wannatry para contactar con las mejores peluqueras y centros de estética de tu ciudad.

 

Artículos relacionados

  • Los mejores peinados para mujer según la década en la que se llevaban

    Las modas cambian, y con ello, la peluquería también. La ropa, calzado y peinados que lucimos hoy en día no tienen nada que ver con qué significaba ir a la última hace sólo una década. Si hacemos la comparación con la época en la que nuestros padres llevaron cardados y hombreras, la situación se torna aún más extraña si cabe. Según descendieramos en la línea temporal, los cambios que las personas hemos aplicado a nuestro aspecto no dejarían de sorprendernos.
  • ¿Qué tipos de tinte para el pelo existen y cuáles son sus características?

    Un corte de pelo puede ser una apuesta arriesgada, pero lo que sí es arriesgado es probar un tinte de pelo nuevo siendo primerizo o primeriza en todo ese mundo de colores… Aunque tengas experiencia en el mundo de los tintes, siempre hay que estar del todo informado cuando decides cambiar el color de tu pelo, porque no sabes si te quedará bien, si tardará mucho en irse el color o si tendrá alguna consecuencia negativa para tu pelo y cuero cabelludo.